miércoles, 8 de junio de 2011


ANTONIO, EL COCINERO

Érase una vez un niño llamado Antonio. Tenía once años. Era alto, delgado, con el pelo rubio, los ojos verdes y muy moreno. A Antonio le gustaba cocinar pero su padre no le dejaba porque decía que era trabajo de mujeres. Y cuando Antonio se ponía a ver a su madre cocinar el padre lo echaba de la casa para que jugase al fútbol o a otro deporte.
El niño y la madre aprovechaban cuando el padre no estaba en la casa para aprender a cocinar.
Un día hubo un concurso de cocina; como la madre estaba enferma, cocinó Antonio por ella. 
La madre ganó el concurso y se lo agradeció a Antonio.
La madre le dijo al padre:
-Tu hijo es muy bueno cocinando. 
Respondió el padre:
-Eso a mí no me importa, ese es tu trabajo.
Ante la respuesta del padre la madre propuso:
-Vamos a hacer una prueba, que el niño te haga la cena a ver si te gusta.
El padre reflexionó y aceptó:
-De acuerdo, trato hecho.
El niño le hizo de cenar y al padre le encantó. Así cuando la madre estaba enferma cocinaba Antonio.

REALIZADO POR: Borja Paz Ojeda 6ºB

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada